Productos para una semana

Forma parte de aprender a cómo llevar una casa y una economía de la mejor manera posible, y la más rentable, ser conscientes de lo que necesitaremos a lo largo de la semana y no caer en la tentación de comprar más. También deberemos aprender, sobretodo en el caso de familias jóvenes y personas recién independizadas, cuáles son los productos más útiles para nosotros a la hora de cocina y cuáles, aunque estén en la nevera, nunca les damos utilidad y acabamos tirándolos, ya sea porque no nos agradan excesivamente o por falta de tiempo para prepararlos.

Para empezar con un caso fácil, pondremos el ejemplo de una familia nuclear simple, de dos miembros. En la mayoría de casos, ambos trabajará fuera de casa. Vamos a imaginarnos que uno de ellos se acerca hasta el domicilio a medio día para comer y el otro se ve obligado a realizar esa comida en el lugar de trabajo.
  • Es importante disponer de pasta y arroz en todo momento, pero con un paquete de cada cosa será suficiente. No hay por qué acumular demasiados paquetes en los armarios de la cocina, tan sólo ocuparán espacio.
  • Condimentos como tomate frito, queso, huevos, patatas o cebollas resultan muy útiles para elaborar rápidamente algún plato, por lo que será recomdable reponerlos todas las semanas. En el caso de los hueves, media docena será una cantidad correcta para dos personas y una sola semana. Un bote de tomate, un paquete de lonchas de queso o queso rallado y un kilo en el caso de las cebollas y de las patatas serán buenas estimaciones.
  • En cuanto a la verdura y a la fruta, se debe tener mucho cuidado porque es, probablemente, el tipo de alimentos que más rápidamente se pueden echar a perder, después de los lácteos (especialmente si están abiertos y sin refrigeración durante largo rato). Debemos tener claro qué verduras usaremos.

– El champión (300 gramos), las berengenas (dos) o los calabaciones (dos) pueden salvarnos una comida fácilmente, ya quedan muy ricos en tortilla, cuya preparación es bastante rápida. También con salsas como besamel, pueden estar muy bien acompañadas estas verduras.

– Los plátanos, las mandarinas (en temporada), los melocotones (en temporada), las manzanas, las cerezas o los albaricoques (en temporada) son las frutas más cómodas para comer fuera de casa y en poco tiempo.

Compartir este artículo